FANDOM



Calina Axfer es una tierna chica de la fraternidad Gevros, superviviente a la masacre de Hogwarts junto con su mejor amiga. Este personaje ha ido cobrando más importancia a medida que ha ido pasando el tiempo. La chica no es problemática, todo lo contrario, pero a veces se ve arrastrada inevitablemente hacia los conflictos.

Apariencia y CarácterEditar

Calina nunca ha sido muy alta, factor heredado de su familia materna. Es de naturaleza equilibrada, es decir, no necesita hacer deporte o comer poco para mantenerse en su peso adecuado. El
EmmaStoneComoCalinaAxfer

Emma Stone como Calina Axfer

cabello color calabaza se le ondula de forma natural, y el largo sobrepasa ligeramente los hombros. No suele llevarlo recogido, pues sentirlo alrededor del cuello ejerce sobre ella un efecto como las mantas lo hacen sobre los niños que tienen miedo cuando es de noche, la protege del resto del mundo. Sus ojos son de un verde casi ceniza.

Es perfeccionista con todo lo que la rodea, siempre sensible y empática hacia los demás, pero a la vez relativamente introvertida y poco habladora fuera de su zona de confort. Tras un caótico período en que su amiga y compañera Aloma Laurentis sufrió una crisis de identidad, pasó meses en reclusión psicológica, solamente dedicada a los estudios en la Academia. Cuando Aloma se recuperó, Calina despertó del letargo, pero con una leve ansiedad que sale a la luz sobre todo cuando se encuentra en público, junto a mucha gente, o en un momento de tensión.

HistoriaEditar

El inusual atasco en la carretera secundaria italiana se alargaba por momentos. En medio de la larga cola de coches, en el asiento trasero de un Renault Laguna, una pequeña y pálida niña se revolvía dormida. Todavía faltaban un par de horas para la noche cerrada, pero ella ya había caído rendida tras el viaje. Al volante, una mujer despeinada, y en el asiento de copiloto, un también somnoliento hombre.

- Ya te lo dije, Claus, es más rápida la autopista -se quejaba la mujer con sorprendente calma.

Él asentía en silencio. El ruido del motor pareció acallarse cuando un estruendo hizo temblar el suelo, y el automóvil con él. “Terremoto” fue la primera palabra que cruzó la mente de ambos adultos, cosas así habían sucedido poco tiempo atrás al otro lado de la costa. Pero los gritos, el sonido de la explosión y el inicio de las llamas metros por delante de ellos eliminaron cualquier rastro de ese pensamiento. Les sobró la mitad de un suspiro para salir del coche con la niña en brazos y dos todavía diminutas vidas en la matriz. El caos y la suave penumbra del atardecer se mezclaban con los
CalinaTapiz

Calina en una foto artística de Nicholas Spektor

colores sorprendentemente vivos que emitía el grupo de hombres y mujeres descendiendo la ladera de la montaña que acompañaba el lado izquierdo de la pequeña carretera. Los gritos se intensificaron. Después, el ruido de tela gruesa rozando el aire, un murmullo apenas audible, un fogonazo de luz y más tarde... nada.

Años después, parecía que el trabajo del Departamento de Aurores había sido considerablemente eficiente, pues de todos aquellos muggles solo había uno que recordaba un atisbo de luz. Aunque, obviamente, hacía falta presionar el interruptor de la memoria para acceder al recuerdo. El circuito eléctrico de las reminiscencias se cerró una tarde de vacaciones de verano en un parque céntrico de Londres.

Era un día tranquilo, el enorme carrito para niños rodaba empujado por la mujer despeinada, el hombre caminaba a su lado. En sus asientos móviles, dos áureos renacuajos se retorcían de risa ante el bufón pelinaranja que saltaba y canturreaba para el deleite de su reducido público.

- Calina, coge un momento a Reg de la mano – la instó su madre repentinamente-, Claus, sujeta a Sophia , no queremos que salga corriendo, ya la conoces. A la rueda de este carro le pasa algo.

Mientras la mujer despeinada trataba de reparar el artilugio, la inexperta trapecista daba vueltas sobre el pavimento con los pies de su hermana en las
CalinaDeportista

Cali surfeando en La Playa de la Bahía Tritón

puntas de los suyos, y sus manos agarradas. Los enterrados alaridos que solo su profundo subconsciente reconocía se escucharon de nuevo al otro lado del parque. Al grito de “¡Calina, échate al suelo!”, ella obedeció, en el preciso instante en que un destello verde como los zapatos de Reg se dirigía hacia su abdomen. El asfalto la recibió con un golpe en el costado y en la cabeza. Por el golpe, tal vez, o por algún efecto psicológico extraño, pareció perder la audición, hasta que se escuchó de nuevo la tela gruesa rozando el aire, y los murmullos. Pero esta vez la luz blanca no lo envolvió todo. Solo la estridente sirena de una ambulancia.

En el funeral de Regina no hubo ni misas, ni cruces, ni siquiera un reducido ataúd de madera oscura. Solo una cajita de color hojalata con las palabras ceneri da vita en la tapa, y la remembranza extraña de un asalto que aún no comprendían.

Las respuestas y las preguntas surgieron en cantidades industriales cuando el diecisiete de julio en que Calina cumplía once inviernos, un sobre color ocre claro sellado con lacre rojo se coló en el buzón de correo. Evidentemente, en un primer momento fue considerado una burla. Pero más tarde, tal vez por miedo, por curiosidad o por resignación, los cerrojos de las maletas se cerraron, y Calina recibió un tercer regalo de cumpleaños que parecía un simple palo de madera que echaba chispas.

Pronto el tren que las llevaba a ella y a sus chispas se detuvo en su destino: un edificio gigantesco con nombre de ministro británico que tenía escaleras móviles y 

CaliTeddy

Calina y Teddy haciendo el payaso

aulas secretas. Quizá por aquellas tres posibles razones (miedo, curiosidad o resignación) terminó paseando por el lago del castillo, y encontrando a una rubia serpiente antropomórfica (Aloma Laurentis) que sabía hacer estatuas de agua, y a otra morena (Amalia Malfoy) tan simpática que acabó aplastada por un muro tras la batalla más grandiosa y sangrienta que Hogwarts jamás ha visto.

Eventos RecientesEditar

Pre - Guerra Oscura - Hogwarts


Guerra OscuraEditar

Post - Guerra OscuraEditar

"La verdad... es que al salir me encontraba demasiado confusa. No lo recuerdo del todo bien pero...Supongo que me pasé dos meses encerrada en casa sin parar de llorar, o deprimirme, o lo que sea que hace una Axfer cuando se encuentra sin aliento para vivir. Entonces llegó el día en que me acordé de ti [[[Aloma Laurentis|Aloma]]] y de Sophia. Lo cierto es que pensar en que me quedabais por delante, aún habiendo permanecido detrás me hizo darme cuenta de que sí merecía la pena seguir en pie. Por lo que me levanté de la cama y salí a la calle. Seguí practicando y estudiando mientras pensaba a dónde iría después. Hasta que Claus, mi padre, encontró el atisbo de una Academia de Magia. Investigamos más y más, decidiendo así que acudiríamos a Salem." Tanto Tiempo, la Fuente de los Deseos

En la AcademiaEditar

Ingreso en la ASEditar

Historias en la AcademiaEditar

Estudios UniversitariosEditar

Otros datosEditar

Calina Axfer, ¿quién es esa?Editar

"Está en mi clase de botánica, es muy inteligente, hubo una vez que fue la única en hacer la prática a la primera"

"No la conozco mucho"

"¿Calenda? creo que es rusa o algo así... aunque no tiene un nombre ruso"

"Es la hermana de la periodista, la nueva. No se parecen en nada"

"Es majísima y súper agradable, creo que su cumpleaños fue el otro día"

"¡Adoro su pelo! Le preguntaré que usa para tenerlo así"

"No me cae bien. Falsaaaa."

Apariciones en la AcademiaEditar

Tanto tiempo.... con Aloma Laurentis [Fuente de los Deseos] 21 Septiembre 2011 - 5 Febrero 2011

Primer encuentro después de lo sucedido en la Última Batalla.

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.